Glaciar 10




Imagen Tapa del Libro




ORQUIDEAS SILVESTRES

Datos personales

Mi foto
Rosario, Santa Fe, Argentina
Me llamo juliana, nací un 18 de Novimbre,hace ya muchos años.Soy española pero resido en Argentina, a quien debo el ser quien soy. Estudié en la facultad de Bellas Artes,profesorado de dibujo, pintura y artes aplicadas,incluyendo la cerámica artística a la que dediqué toda mi vida. Ahora en forma autodidacta trato de recuperar mi vocación por escribir lo que me dicte mi inspiración sin pretensiones literarias. Con ello cumplo un sueño que permaeció dormido pero no olvidado,mucho tiempo. Este blog tiene el propósito de dejar un legado virtual para aquellas personas que me recuerden cuando ya no esté en este mundo. Desde algún lugar los veré y me sentiré feliz ¡que así sea!

Archivo del blog

lunes, 7 de septiembre de 2009

AMOR FILIAL



Esta bella pero triste historia no es de mi autoría y si al publicarla estoy transgrediendo algún derecho o privacidad, dado que no observé advertencia alguna; si así fuera, no vacilaría en eliminarla y pedir perdón inmediatamente,


DURERO – MANOS.


En el siglo XV , en una pequeña aldea cercana a Nüremberg, vivía una familia con varios hijos. Para poner pan en la mesa para todos, el padre trabajaba casi 18 horas diarias en las minas de carbón y en cualquier otra cosa que se presentara.
Dos de sus hijos tenían un sueño: querían dedicarse a la pintura. Pero sabían que su padre jamás podría enviar a ninguno de ellos a estudiar a la Academia.
Después de muchas conversaciones secretas, los dos hermanos llegaron a un acuerdo. Lanzarían al aire una moneda y el perdedor trabajaría en las minas , para pagar los estudios al que ganara. Al terminar los estudios, el ganador pagaría entonces los estudios al que quedara en casa, con las ventas de sus obras. Así los dos hermanos podrían ser artistas.
Lanzaron al aire la moneda un domingo al salir de la iglesia. Uno de ellos llamado Albrecht Durero (o Albrecht Dürer en alemán) Ganó y se fue a estudiar a Nüremberg.
Entonces el otro hermano, Albert, comenzó el peligroso trabajo en las minas, donde permaneció por los próximos cuatro años para sufragar los estudios de su hermano, que desde el primer momento fue una sensación en la Academia.
Los grabados de Albrecht, sus tallados y sus óleos llegaron a ser mucho mejores que los de muchos de sus profesores. Y para el momento de su graduación ya había comenzado a ganar considerables sumas con las ventas de su arte.
Cuando el joven artista regresó a su aldea, la familia Durero se reunió en una cena festiva en su honor. Al finalizar la memorable velada, Albrecht se puso de pie en su lugar de honor en la mesa y propuso un brindis por su hermano querido , que tanto se había sacrificado en las minas para hacer sus estudios una realidad, y dijo: Ahora hermano mío es tu turno, Ahora puedes ir a Nüremberg a perseguir tus sueños que yo me haré cargo de todos tus gastos.
Todos los ojos se volvieron llenos de expectativa hacia el rincón de la mesa que ocupaba su hermano. Pero este, con el rostro empapado de lágrimas, se puso de pié y dijo suavemente: no hermano, no puedo ir a Nüremberg. Es muy tarde para mi.
Estos cuatro años que trabajé en las minas Han destruido mis manos.
Cada hueso de mis dedos se ha roto al menos una vez, y la artritis de mi mano derecha ha avanzado tanto, que hasta me costó trabajo levantar la copa durante tu brindis.
No podría trabajar con delicadas líneas el compás o el pergamino y no podría manejar la pluma ni el pincel. No hermano , para mí ya es tarde.
Pero soy feliz de que mis manos deformes hayan servido para que las tuyas cumplieran su sueño.
Más de 450 años han pasado desde ese día. Hoy los grabados, acuarelas, tallas y demás obras de Albrecht Durero, pueden ser vistas en museos alrededor de todo el mundo. Pero seguramente usted, como la mayoría de las personas, solo recuerde uno. Seguramente hasta tenga uno en su oficina o en su casa.
Es que un día, para rendir homenaje al sacrificio de su hermano, Albrecht Durero dibujó las manos maltratadas de su hermano con las palmas unidas y los dedos apuntando al cielo. Llamó a esta poderosa obra , simplemente “ Manos”.
Pero el mundo entero abrió de inmediato su corazón a su obra de arte y se le cambió el nombre por el de “ Manos que oran”
La próxima vez que veas una copia de esta obra, mírala bien. Y ojala que sirva para que , cuando te sientas demasiado orgulloso de lo que haces
y muy pagado de ti mismo recuerdes que en la vida ¡nadie triunfa solo!

ALBRECHT DURERO: Nacionalidad: Alemania, Nüremberg (1471- 1528).Estilo: Pintura Flamenca.
Tomado de www.laboticadelpowerpoint.com .

Juliana Gómez cordero.

7 comentarios:

Terly dijo...

¡Qué preciosidad de historia, Juliana! Me ha conmovido enormemente. Cuanto ejemplos debemos tomar de personas como éstas que lo dan todo por amor a los demás.
Te agradezco muchísimo que me hayas instruido y a partir de hoy, cada vez que coloque estas manos en mi oración del Domingo pensaré en los dos hermanos y en ti por haberme hecho conocer esta historia.
Un beso.

Terly dijo...

Gracias, querida amiga, por tu, como siempre, cariñoso comentario en mi blog.
Un beso.

Juliana Gómez Cordero dijo...

Querido Terly, sabía yo que te gustaría esa historia de las manos. A mí me conmovió. Gracias por tu comentario y en cuanto al que te dejé en tu blog, fué muy sincero.
Un beso

Urdanautorum dijo...

Hermosa historia.
No te preoocupes por los derechos, en Argentina no existe la sgae; aquí sería otro yantar.
Un beso.

icue dijo...

Vengo a visitarte desde España, y al ver tu alma de artista me uno a ti y atus sentimientos admirando tu afan de mostrar la belleza al mundo.
Con todo afecto

Terly dijo...

Querida Juliana:
Acabo de ver tu comentario en mi blog sobre Vivaldi. Ya estoy impaciente por leer todo cuanto nos cuentes de él que tal como cuentas las cosas, debe ser muy interesante.
Un beso.

Juliana Gómez Cordero dijo...

URDANAUTORUM;
gracias por "alivianar" mi preocupación por haber transgredido la privacidad de la historia de "las manos que oran"
Temo no proceder bien y si debiera corregirme,lo haría al instante.
Pero me tranquilizas y te lo aradezco.
UN beso.

ICUE: es la primera vez que te acrcas a mi blog y ma alagas con tu comentario. Gracias por tus alentadoras palabras (no se si del todo merecidas).
Afectuosamente: Juliana

Amigo TERLY:Te agradezco tu interés por ver mi post con los datos copilados respecto a Antonio
Vivaldi por el cual sentí siempre gran admiración sin menospreciar los valores de tantos genios de la música.
Espero que sea de tu agrado.
Un beso agradecido